PRENSA 104.9 EN VIVO

Ooops ! You forgot to enter a stream url ! Please check Radio Player configuration

EN VIVO

Ooops ! You forgot to enter a stream url ! Please check Radio Player configuration

EN VIVO

Ooops ! You forgot to enter a stream url ! Please check Radio Player configuration

Prensa 104.9

Se investiga la posible participación de una quinta persona en el crimen de Vera

Además de los dos hombres y dos mujeres detenidos desde el día de descubierto el cadaver, ahora se intenta determinar si alguien más estuvo en la chacra El Sanjuanino.

 

 

Familiares de Oscar “Chaco” Vera declararon que el hombre ultimado con alevosía en la Margen Sur estaba impedido de defenderse de sus atacantes porque días antes le habían operado un dedo.

 

Integrantes de la Policía provincial informaron que se continúa intensamente trabajando para esclarecer el crimen que conmocionó a la comunidad fueguina por el salvajismo con que la víctima fue ultimada, el pasado domingo 23 de mayo. Desde esa fecha permanecen detenidos, con negativa de excarcelación, Pabla y José Romero, Isabelino Gómez y María Bárbara Vargas. Tres de ellos se encuentran en calabozos de la Comisaría 4ta de la ciudad de Río Grande en tanto que una de las mujeres está en una habitación de otro recinto público con su bebé, dado que se encuentra en etapa de amamantamiento.
Aunque la defensora oficial de los cuatro sujetos sospechados de haber dado muerte al obrero textil Oscar “Chaco” Vera, la abogada Lorena Nebreda, impulsó un pedido de excarcelación ante el juez Raúl Sahade, éste la rechazó de plano por lo que los cuatro continuarán privados de la libertad.
Debido a la determinación judicial, las dos mujeres y los dos hombres sospechosos tendrán que continuar presos en principio hasta el próximo 2 de junio, fecha tope de 10 días a lo largo de los cuales el magistrado deberá expedirse en cuanto a la situación procesal de cada uno de ellos.

Se investiga la posible participación de una quinta persona en el crimen de Vera

La negación de la excarcelación se debió a un oficio interpuesto por la fiscal del caso, Verónica Marchisio, en el que le manifestó al juez Sahade que en el caso de que los imputados quedaran en libertad, podrían eliminar elementos que pudieran incriminarlos en el lugar en donde ocurrió el crimen, que es en donde ellos residen.
En referencia al estado de indefensión en el que se habría encontrado la víctima, quien fue ultimada de un fuerte golpe en la frente y acuchillada dos veces en el tórax, para luego ser arrojada contra un alambrado, semi desnuda, sus familiares confirmaron que tenía una mano enyesada porque hace unos días atrás había sido sometida a la cirugía de un dedo, luego de un accidente laboral.
Sobre el vínculo existente entre “Chaco” Vera y las personas que están actualmente sospechadas de haberle quitado la vida de modo alevoso, los familiares refirieron ignorar quiénes son y de qué manera estaban relacionados con él. No obstante, expresaron que creen que Vera tenía contacto con Pabla Elizabeth Romero y María Bárbara Vargas, quienes se habrían comunicado con el hombre para invitarlo “a una juntada”, la madrugada del domingo pasado.
La ex pareja y los hijos mayores de Vera expresaron asimismo sus sospechas acerca de la intervención de una quinta persona en la reunión que derivó en el crimen, para lo cual se comprometieron a aportar elementos a través de los abogados que los representan, Adriana Varisco y Orlando Amarilla.
El Lic. Horacio Vargas, de la Policía Científica de Río Grande, no obstante, sostuvo que “está confirmada la presencia de los cuatro sujetos detenidos en el sitio de los hechos. Ninguno de ellos cuenta con antecedentes penales ni son conocidos en el ámbito delictivo”.

Se investiga la posible participación de una quinta persona en el crimen de Vera

Los hechos

Oscar “Chaco” Vera, vecino de la ciudad de Río Grande, padre de tres hijos y trabajador de la empresa textil Australtex, fue encontrado muerto el domingo último en horas de la tarde, con el cuerpo semi desnudo y con signos de haber sido alevosamente atacado a golpes y cuchillazos, en proximidades de la chacra “El Sanjuanino” de la Margen Sur.
Fue una pareja que se domicilia en la zona quien llamó a la Policía luego de observar desde la ventana de su casa, a la distancia y contra un alambrado, el cuerpo de lo que en una primera instancia presumió que se trataba de un animal. Al acercarse para ver de qué se trataba, constataron con horror que un hombre con el torso desnudo y solo vestido con un pantalón, con múltiples signos de haber sido violentamente atacado, yacía muerto, boca abajo, contra un cerco de alambre. Hasta el cadáver – relataron – se podían ver marcas sobre el barro, denotando que había sido arrastrado cuando menos 50 metros.
Otros vecinos que se domicilian en las proximidades sumaron también su testimonio a la causa en investigación, refiriendo que el domingo muy temprano, a las 6 de la mañana estimativamente, escucharon llegar un remis a la chacra “El San Juanino” ubicada en el lote 20 de la Margen Sur, en donde habría sido ultimado Vera. Agregaron también que en ese lugar vive una mujer, y muy cerca, su padre y otro hombre.
A la presunción de que Vera se dirigió el domingo a la madrugada a la vivienda de la Margen Sur en donde lo habrían ultimado a golpes y cuchillazos, para encontrarse con alguien, se sumó el testimonio del chofer del remis que lo condujo hasta ese lugar.
El remisero declaró que pudo ver, luego de que su pasajero descendiera y mientras maniobraba el vehículo para irse, que una mujer le abría la puerta y que él ingresaba al inmueble.
Estas declaraciones resultaron fundamentales para que el titular del Juzgado de Instrucción Nro 2, del Distrito Judicial Norte, Raúl Sahade, dispusiera la primera detención del caso, la que correspondió a la mujer que se domicilia en la casa a la que fue visto ingresar “Chaco” Vera. A la detención se sumó también el allanamiento del lugar, encontrando los policías rastros hemáticos que permiten inferir que la víctima fue ultimada en el interior de la finca y luego arrastrada por un camino de tierra hasta un cerco. El magistrado inmediatamente dispuso la detención de tres personas más domiciliadas en las proximidades. Dos mujeres de apellidos Romero y Vargas y dos hombres, apellidados Gómez y Romero, fueron trasladadas a los calabozos de la Comisaría 4ta., algunos de ellos evidenciando hematomas y cortes en cara, brazos y manos, marcas que los investigadores no descartan que hayan sido hechos por la víctima en su afán de defenderse.
En forma extraoficial se pudo saber que “Chaco” Vera presentaba un fuerte impacto en la cara, causado con un elemento contundente; al menos dos cortes profundos en la parte anterior del tórax y politraumatismos en espalda, brazos y manos.

Comparte esta nota: